Demoliciones: el consejo asesor en el blanco de las críticas

 El Consejo Asesor de Asuntos patrimoniales (CAAP) es el encargado de analizar y decidir, sobre los casos de patrimonio cultural ante los pedidos para que los edificios sean declarados patrimonio o para considerar una petición de demolición, en reuniones que se realizan cada quince días. Depende del Ministerio de Desarrollo y de la Secretaria de Planeamiento del Gobierno de la Ciudad y está formado por diversas instituciones que tienen voz y voto: la Comisión de Planeamiento Urbano de la Legislatura, la Subsecretaría de Cultura, la Comisión para la preservación del Patrimonio Histórico Cultural de la Ciudad, el Consejo Profesional de Arquitectura y Urbanismo, la Facultad de Arquitectura y Urbanismo, la Sociedad Central de Arquitectos y el Centro Internacional para la Conservación del Patrimonio.

En la última publicación del “Atlas de edificios catalogados” de la Secretaria de Planeamiento, que corresponde al año 2010-2011,  se afirmaba que Buenos Aires tenía “más de 15.000 edificios protegidos, ocupando el sexto lugar mundial entre las ciudades con mayor cantidad de inmuebles declarados bajo protección patrimonial” y que “desde el año 2007 se agregaron al patrimonio histórico alrededor de 4.000 inmuebles”.

Sin embargo, organizaciones y profesionales que defienden el patrimonio arquitectónico realizan críticas duras al funcionamiento del CAAP.  El arquitecto Marcelo Magadan explica que “la experiencia lo que dicta es que el 90% de los casos que se presentan no reciben ningún tipo de consideración de protección. De ese 10% que en algún sentido se decide proteger el grado de protección es el menor. Arman un expediente que mandan a la Legislatura,  que pasa a las comisiones, luego hay una primera lectura en el recinto y después una audiencia pública. De ese 10%, que es bastante poco, hay una cantidad de cosas que quedan en el camino”.

“No tenemos el numero justo de cuantos edificios fueron desestimados, pero para darse una idea el 14 de noviembre de 2009 el CAAP en una sola sesión de 5 horas, desestimo 421 edificios”, señala Ana Bas, de Basta de demoler.  Magadan afirma que “las evaluaciones son muy arbitrarias porque a los miembros del CAAP le mandan una foto nada más de la fachada y en una tarde pueden tratar muchísimos casos, con lo cual no le pueden dedicar más de dos o tres minutos a cada uno.”

Pedro Vizio / M. G./ Comisión 01

Esta entrada fue publicada en Sin categorizar y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s